Viajes colaborativos con peques

Viajar con niños es una de las mejores experiencias que les podemos dejar para su futuro. Cultura, diversión, descubrimientos, nuevos lugares y nuevos idiomas para alimentar la curiosidad de nuestras queridas personitas.

No siempre hace falta viajar a la otra punta del mundo, ¡ya sabemos que el avión es el medio más contaminante que existe y que nuestros hijos son quienes más van a sufrir el cambio climático! Pero movernos por Europa desde nuestra pequeña y apañada capital es muy sencillo.  Para que además sea cómodo, podemos recurrir a opciones colaborativas maravillosas como el intercambio de casas, el alquiler de autocaravanas a otros particulares, las “experiencias turísticas con locales”, o incluso  el alojamiento a nativos en nuestra propia casa para un primer acercamiento lingüístico y cultural.

De casa a casa y tiro porque me toca

El intercambio de casas es una de mis opciones favoritas. Es tan fácil como anunciar tu casa en una de las múltiples plataformas que existen, elegir dónde ir de vacaciones y realizar el intercambio, que puede ser simultáneo o en momentos diferentes. Algunas de las plataformas más conocidas son Home Exchange, Homelink y Knok (especializada en familias).

Es una opción ideal cuando tenemos niños, porque podemos elegir familias con peques de edades similares, y dejar a nuestros niños disfrutar con sus “juguetes nuevos”, con la tranquilidad de ir a otra casa completamente equipada con trona, cuna, elementos de seguridad o incluso sillita de paseo.

Nativos at home

Otra variante es hospedar a un nativo en nuestra casa, que a cambio del alojamiento, se compromete a dar clases de idiomas gratuitas para nuestros peques. Como un au-pair pero menos tiempo, y más informal.  Esta es la propuesta de TalkTalk bnb.

Experiencias turísticas para niños

Hay vida más allá de Tripadvisor. Para descubrir nuestros destinos de verdad, os recomiendo que busquéis excursiones adaptadas para vuestros niños y niñas de la mano de guías locales: tours en bicicleta por Burdeos, la ruta de Harry Potter en Londres, o clases de pizza en Roma para toda la familia son algunas de las opciones que se anuncian en webs como Airbnb experiences

¿Me alquilas tu autocaravana?

Las autocaravanas tienen algo de romántico, íntimo y familiar. Viajar con la casa a cuestas es una experiencia divertidísima, pero no todos tenemos una caravana a mano. Y antes de gastarnos nuestros ahorros en una nueva, merece la pena probar la experiencia en periodos más cortitos.  En Yescapa podemos alquilar una autocaravana o furgoneta camper a otras familias. Y si preferimos hacerlo todo más estandarizado, también podemos alquilársela a una empresa tradicional como Freecaravan.

 

 

Fdo: Luka Ka

Experto en consumo colaborativo

www.planconpeques.com